c. Secadora

Madera aserrada apilada por clases de especies, grosor y calidad se seca primero en el ambiente natural hasta aprox. 30% (de saturación de humedad de la fibra), y después se introduce en la secadora.
El secado se realiza mediante un proceso controlado electrónicamente, hasta que la madera llegue a la baja humedad requerida, el secado se realiza por evaporación del agua a temperaturas de hasta 75 grados.
La humedad final para llevarse la madera es diferente y depende principalmente de su destino: casas, gazebos, carpintería, saunas, etc.) y también de la ubicación donde se va a montar los productos (las montañas, el clima océano, etc).